Cómo utilizar correctamente el cappuccinatore de una cafetera de bomba tradicional

28 May, 2019

Disfrutar de un cappuccino con espuma en casa como te lo preparan en la cafetería es posible si tienes una cafetera de bomba tradicional.

Te contamos las claves para usar correctamente el vaporizador (o cappuccinatore) de tu máquina de café.

El primer paso… cómo debe ser la leche

Para crear leche y espuma de calidad, la leche tiene que cumplir con unas características concretas.

  • Se recomienda el uso de leche semidesnatada, ya que al contener un 1,5% de grasa, es la que ofrece unos resultados óptimos en cuánto a consistencia de la espuma, volumen y sabor.
  • Si prefieres leche desnatada por cuestión de salud, la consistencia y volumen de la espuma será perfecta, pero el sabor no será el idóneo al no tener apenas grasa.
  • Si tomas leche entera, el sabor y la cremosidad serán buenas, pero la consistencia y volumen no, debido a la cantidad de grasa.
  • Si tienes intolerancia, llevas una dieta vegana o simplemente te gustan más las bebidas vegetales, no dudes en usarlas, conseguirás la espuma suficiente para disfrutar de un cappuccino a tu gusto.
  • La leche debe estar fría a la hora de calentarla en el vaporizador -aproximadamente a 5ºC-.

Cómo usar el vaporizador

Para utilizar correctamente la boquilla de leche es necesario seguir unas pautas que con un poco de práctica harán que puedas preparar los mejores cappuccinos como si fueras un barista.

  • Añade la leche fría en la jarra y usa solamente la cantidad de leche que necesites para preparar tu café. Nuestra sugerencia: 100ml como máximo.
  • Purga el vaporizador para eliminar los residuos y el agua condensada.
  • Introduce la punta de la boquilla en la leche de la jarra.
  • Cuando la leche empiece a “chirriar” si produce grandes cantidades de burbujas es porque le está entrando demasiado aire, sin embargo, si produce un sonido agudo es porque no está recibiendo suficiente aire.
  • Una vez que la jarra esté caliente al tacto, apaga el vapor y reserva la leche espumada. No la calientes en exceso (más de 70-75ºC) porque sino empezará a cocinarse y cambiará su sabor y olor.
  • Limpia la boquilla de vapor con un paño húmedo y purga de nuevo para eliminar los restos.
  • Dale unos golpecitos a la base de la jarra en una superficie plana y revuélvela para mantener la leche y la espuma.
  • Échala en tu vaso o taza de café de forma que primero caiga la leche y la espuma se quede en la jarra, cuando esté toda la leche vierte la espuma, si es necesario puedes ayudarte de una cuchara.

Para terminar, puedes espolvorear un poquito de cacao en polvo para darle un toque dulce.

Y, ¡a disfrutar de un rico cappuccino en casa!

-VER MÁS ARTÍCULOS-

¿eres amante del café?

superautomáticas

Mantenimiento superautomática

bomba tradicional

cafeteras de cápsulas

tu cafetera ideal

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest

Share This